Definición de Impuesto

impuestoAl ser parte de las sociedades humanas desde los comienzos de la Historia, el concepto de impuesto es importante de ser definido y comprendido. El mismo tiene que ver con la complejidad de las relaciones humanas, estableciéndose en este caso a partir de vínculos económicos y de intercambio de bienes.

Los impuestos son una de las formas más históricamente tradicionales de recaudar fondos por parte de cualquier forma de Estado.

Los impuestos en las primeras sociedades humanas

Cuando las primeras sociedades humanas se organizaron en el Medio Oriente y en la región de Egipto, surgieron las primeras formas de Estado para organizarlas y gobernar en esos territorios. Una de las tareas más importantes que estos Estados debieron llevar a cabo fue la recaudación de impuestos, que en aquellas épocas de la Antigüedad se realizaba en forma de especies, es decir, el pago no era en dinero sino en forma de bienes o servicios que se debían cumplir. Es por esto que se habla desde entonces como Estados Tributarios y es una idea que se sostiene en todas partes del mundo hasta el día de hoy. Las diferentes posturas políticas e ideológicas son las que establecerán que se realizará con esos impuestos una vez recaudados.

La importancia de los impuestos en toda sociedad

Si no existiera la idea de impuestos a pagar, no habría posibilidad alguna de que los Estados pudieran funcionar. Más allá de la necesidad de valorar monetariamente la tarea y los cargos de quienes gobiernan, el Estado requiere recibir y recaudar esos fondos en forma de impuestos para poder llevar a cabo todas las acciones propias de un Estado, especialmente hoy en día en sociedades tan complejas y amplias como las que existen en todo el planeta.

Usualmente, los impuestos se cobran en un sinfín de actividades que van desde el hecho de consumir determinados productos como también el realizar ciertas acciones, acceder a servicios y otras cosas. Es muy difícil encontrar en realidad actividades o situaciones en las que los impuestos no estén presentes.

¿Por qué llevan los impuestos ese nombre?

La explicación a por qué los impuestos se llaman así tiene que ver con el hecho de que son una obligación que nadie elige sino que son impuestos externamente. Esto significa que hay funcionarios que toman la decisión de imponer el pago de determinados tributos sobre la población de acuerdo a lo que se considere necesario a cumplir para que la comunidad pueda seguir funcionando armoniosamente.

En general, el hecho de no pagar los impuestos es considerado un delito y puede implicar sanciones graves.

Definición Siguiente >>