Definición de Rebelde

Si habláramos desde la Historia sobre los rebeldes que ha conocido el mundo, no nos alcanzaría el espacio. La rebeldía es una de las actitudes más comunes del ser humano aunque tal vez muchas veces pase desapercibida. Así, el rebelde es quien se enfrenta a elementos, situaciones, fenómenos o abusos de todo tipo con tal de lograr un objetivo: expresar su voz y no aceptar aquello que considere una injusticia.

La rebeldía en la vida de una persona: su proceso evolutivo

De acuerdo a las diferentes teorías psicológicas y madurativas de la persona, la rebeldía es una característica típica de determinadas etapas de la vida. Aunque esto puede depender en gran modo del entorno, la región donde se viva, las pautas culturales, etc., en general la rebeldía es una actitud muy normal de la edad de la adolescencia, cuando los niños comienzan a poner en duda la palabra de los adultos y empiezan a convertirse ellos mismos en adultos, tomando decisiones y arriesgándose a chocar contra diferentes problemas.

Hoy en día, la rebeldía es muy común también de determinadas edades adultas, por eso se habla de cierta adolescencia tardía. Sin embargo, hay personas que tienen una mayor persistencia en la rebeldía sobre todo en lo que hace al gobierno, la política, los poderes del mundo y así se puede ser rebelde incluso hasta ser anciano.

Ser rebelde en un mundo de disciplina y control

Una de las cosas que hacen destacar a un rebelde es el simple hecho de que la mayor parte de las distintas poblaciones humanas por lo general se ven atrapadas en la rutina y respetan, aunque a veces a regañadientes, la disciplina y los métodos de control que se puedan imponer desde las estructuras políticas, económicas y culturales de poder.

Así, que una persona se rebele contra determinadas tradiciones, acciones, decisiones o medidas, significa un enorme acto de valor, coraje y valentía debido a que implica salir del montón para diferenciarse, exponerse y poder ser señalado, aunque también representa la única posibilidad de seguir los sueños y lograr lo que uno desea, no traicionarse.

La rebeldía en la Historia Humana

Es imposible aquí detallar o siquiera mencionar a todos los grandes actos de rebeldía que se han dado a lo largo de la historia en diferentes sociedades. Sin embargo, muchos de ellos han significado grandes cambios, por ejemplo en las revueltas esclavas del Imperio Romano, en la Revolución Francesa o la Rusa, en las diferentes revoluciones americanas contra el poder español, las protestas frente a los Estados poderosos del mundo árabe, etc.

Todos estos ejemplos son posibilidades que ha tenido el ser humano de poder, a través de la rebeldía, lograr sus sueños y convertirse en algo más trascendental que un simple ser vivo.

Imágenes: iStock. Anna Bryukhanova - stockcam

Definición Siguiente >>