Definición de Relato

El relato se define con una transmisión estructurada de unos hechos, ya sea de forma oral, escrita o por otro medio. En ocasiones se suele usar este término como un sinónimo de cuento o para definir a las narraciones de una extensión reducida.

Las características del relato literario

A la hora de caracterizar el relato literario es importante tener muy presente que éste tiene una limitación considerable al contar con un espacio reducido para desarrollar los hechos que quiere narrar. A diferencia de las novelas, que pueden detenerse en todos los detalles de la historia o incluso entrar en el terreno de la divagación, el relato debe ser prácticamente una píldora de literatura concentrada.

Siguiendo lo que decía uno de los más importantes autores de relatos de la historia, el argentino Julio Cortázar, un buen relato literario es aquel que se eleva sobre tres pilares fundamentales: intensidad, tensión y significación.

El primero de ellos, el de la intensidad, está entroncado directamente con la brevedad de la narración. El relato literario debe contar sólo lo necesario y prescindir de lo accesorio, de forma que nada afecte a rebajar la tensión del mismo.

Justamente es esa tensión otra de las claves del relato literario. Según Cortázar, el lector no debe poder respirar mientras dure la lectura del relato. El buen relato es aquel que se lee de un tirón, atrapando al lector y manteniendo su atención en todo momento. Para ello, esta tensión narrativa se consigue a base trabajar el ritmo y controlar la cantidad de información que se transmite al lector según avance el texto.

Finalmente la última de las características fundamentales del relato literario sería la significación, la cual implica que los hechos narrados en el relato transmiten también otra historia más allá de la expuesta a simple vista.

Pese a su breve extensión, dentro del relato pueden habitar prácticamente los mismos géneros que en obras de mayor enjundia

Aún así, la gran mayoría de relatos suelen enmarcarse dentro de alguno de los siguientes tipos.

El relato realista, el cual destaca por la minuciosa descripción de todo lo que rodea a los hechos gracias a la observación directa de la realidad, el relato fantástico, el cual se basa en hechos irreales, dando pie a que sea posible lo imposible, y los relatos policiales, uno de los géneros más cultivados históricamente y que suele basarse en la existencia de una serie de hechos delictivos cuya resolución plantea un enigma tanto para el protagonista como para el lector.

Imagen: iStock. Minerva Studio

Definición Siguiente >>