Definición de Usuario



usuarioEn la vida cotidiana, nos sentimos usuarios (y decimos que lo somos) de muchos servicios: de la red de telefonía móvil, del transporte público, usuario de una red social o comunidad virtual, etc. ¿Somos realmente usuarios de todas estas cosas? Bien, empecemos por lo más importante: ¿qué es un usuario? La Real Academia Española (sus siglas, RAE), define al usuario como aquel que (simplemente) usa algo. Parece fácil pero hay que distinguir entre un usuario real, de carne y hueso, y un usuario virtual. ¿Por qué? Porque un usuario real, como el usuario por ejemplo de una biblioteca, lo que hace es usar el servicio de poder elegir y extrae un libro, leerlo y luego devolverlo. Pero el usuario virtual no sólo usa, no sólo “recibe” sino que también “emite”.

Pensemos un poco. Nos registramos en una red social determinada, tomaremos como ejemplo Twitter. Ya somos usuarios de esa red social, ¿y ahora qué? Podemos seguir personas, leer sus publicaciones, pero también nosotros podemos escribir mensajes para que nuestros seguidores los lean, y puedan realizar una serie de acciones si lo desean: compartirlo, marcarlo como favorito, respondernos, citarlo, etc. Dentro de la informática encontramos varios tipos de usuarios. Uno de ellos es el usuario registrado, que es aquel que tiene algún tipo de acceso especial a un servicio dentro de Internet, porque se ha inscripto o acreditado en dicho servicio, mediante la configuración de un nombre de usuario o identificador y una clave o contraseña que le permite acceder a ese servicio que puede ser pago o gratuito. Ejemplo de esto es el servicio de correo electrónico, el acceso a un periódico en línea, a una página para buscar pareja, a salas de chat, foros de diferentes temáticas, etc.

Por otra parte, encontramos al usuario anónimo que es aquel usuario que visita sitios web o cualquier otro servicio de Internet pero no es usuario registrado. En algunos servicios como los foros, cualquier persona puede elegir entre entrar como usuario registrado o usuario anónimo. La diferencia entre ellos es que el usuario registrado en general tiene acceso a más posibilidades dentro de dicho servicio, que el usuario anónimo no tiene. Por ejemplo, en un foro, el usuario anónimo puede sólo entrar y leer publicaciones y sus consecuentes respuestas o discusiones, mientras que el usuario registrado puede contestar publicaciones, utilizar emoticones, tener un perfil con biografía y foto propia, acumular distinciones por su participación, etc.

>> Definición Más >>