Definición de Democracia

La idea de democracia se ha entendido como el sistema o régimen político que deriva de la voluntad del pueblo, es decir, la titularidad de los gobiernos y la organización social depende de las decisiones que tomé la ciudadanía como colectividad. Etimológicamente, el término proviene de los vocablos griegos δημος (demos) que remite a pueblo, y κρατος (Kratos), que tiene las acepciones de gobierno, régimen o poder, y es precisamente en la Atenas de la antigua Grecia en donde se origina este sistema político y de gobierno.

En un régimen democrático, las decisiones se llevan a cabo con base en la elección del pueblo, pero esto no considera a todas las personas pertenecientes a un determinado lugar, más solamente toma en cuenta a quienes sean ciudadanos en el pleno uso de sus derechos, es decir, la voluntad que se sigue es la del ciudadano, no la del individuo.

En sus orígenes griegos, los que elegían eran únicamente los varones libres, mismos que votaban en la polis de forma directa para definir el curso de acción de los gobernantes. Hoy en día, depende del país al que hagamos referencia, podemos decir que existen ciertas condiciones para que una persona adquiera el derecho a la participación política, por ejemplo, el tener una edad determinada para considerarse mayor de edad y así poder votar.

Teoría de la democracia

Es un hecho que en el transcurrir de la historia las sociedades se han complejizado y con ello han surgido distintas formas de entender e implementar la democracia como régimen político y de gobierno; las democracias actuales distan muchos de algunas de las características originales que estaban presentes en la democracia ateniense. Por ello y, a fin de estudiar las distintas formas de entender e implementar este régimen, surge la llamada Teoría de la democracia que no es otra cosa que la disciplina que investigar las diferentes modalidades a través de las cuales se lleva a cabo la voluntad de la ciudadanía, y que se muestra a través del gobierno y de las políticas públicas que se implementan.

Encontramos que existen acepciones minimalistas de democracia, las cuales únicamente consideran el hecho de que la ciudadanía pueda votar a fin de exponer su voluntad y definir las acciones del Estado y del gobierno como su brazo ejecutor. Esta concepción más bien electoral de la democracia, se relaciona con el teórico Joseph Schumpeter como su principal exponente.

Por el contrario, las llamadas definiciones maximalistas de la democracia, van mucho más allá de la mera cuestión electoral e incluyen en sus estudios otros aspectos tales como las instituciones, entendidas como las reglas a través de las cuales se lleva a cabo el ejercicio democrático, y la existencia de determinados derechos y libertades políticas y civiles que los ciudadanos han de ostentar para garantizar que su voluntad se respete. Más allá del voto, las perspectivas maximalistas también consideran obligaciones para los representantes y servidores públicos; plantean la necesidad de que se garantice la transparencia y la responsabilidad de los funcionarios, y que exista la certeza de que las instituciones públicas han de ser equitativas.

Sistemas democráticos

Entre uno y otro enfoque de lo que ha de entenderse como democracia, encontramos diversas tipologías del régimen vinculadas con distintos elementos que se relacionan con el ejercicio del poder. De esta forma, entendemos que existen (o existieron) democracias directas, es decir, en las que no hay intermediación alguna para hacer valer la voluntad ciudadana, y democracias indirectas, en las que ocurre justamente lo contrario: al no ser posible que todos los ciudadanos participen de forma inmediata en la toma de decisiones, se recurre a la acción de representantes, surgiendo así las cámaras parlamentarias de diputados y senadores. Vinculada con esta última, tomando en cuenta que se lleva a cabo mediante la representación, encontramos también a la democracia liberal, que se caracteriza por establecer garantías que aseguren ciertos derechos y libertades individuales.

De manera muy breve, hemos revisado algunos de los conceptos y de las muchas tipologías que se incluyen en la idea de un régimen democrático, y aunque difieren en ciertos aspectos, todas tienen en común que la toma de decisiones públicas ha de residir en la voluntad ciudadana y siempre en su beneficio.

Definición Siguiente >> Democracia Representativa

Autora

Escrito por Ángeles Ortiz-Espinoza para la Edición #103 de Definición MX , en 09/2021. Ángeles es Lic. en Ciencias Políticas, artista plástica y de la escena, escritora e investigadora social, con amplia experiencia en publicaciones a nivel académico y literario.

Más definiciones del autor