Definición de Dialéctica

dialecticaDesde la Antigua Grecia han llegado a través de la historia y con la misma fuerza un sinfín de creaciones que han servido para conformar la civilización actual. Entre eso debemos mencionar a la filosofía, una disciplina que se caracteriza por reflexionar sobre la vida y la realidad humana.

Dentro de la filosofía, una de las escuelas o de los métodos de reflexión fue la dialéctica, tal vez una de las más conocidas e importantes formas de preguntarse sobre la condición humana.

La dialéctica en la Antigua Grecia

En la época de Sócrates, allá por el siglo V a. C., este filósofo importantísimo de la ciudad de Atenas dio nacimiento a lo que hoy conocemos como dialéctica. Sócrates nunca escribió ningún texto pero quedan registros de los diálogos que mantuvo con diferentes individuos, probablemente obtenidos a partir de lo que sus discípulos registraban.

En estos diálogos, Sócrates intercambiaba opiniones con sus interlocutores sin ningún fin específico más que hacer visible en el diálogo las contradicciones o los blancos que quedaban en cada una de sus posturas. Sócrates lograba poner incertidumbre sobre todas las certidumbres que tenían cada una de las personas con las que hablaba a fin de reafirmar que lo importante en un discurso es que lo que se establece se pueda comprobar.

La dialéctica como una forma de comunicación humana

En la variedad de formas que la comunicación ha desarrollado a lo largo de la historia, la dialéctica ha permanecido en existencia y es utilizada incluso sin que nos demos cuenta o la registremos. La dialéctica implica un ida y vuelta en la comunicación que tenga como objetivo discutir diferentes ideas.

Esto por ejemplo es común en debates, intercambio de ideas o posturas, etc., como ocurre por ejemplo con discusiones políticas en las que las partes involucradas pueden no estar de acuerdo y se establece entonces un enfrentamiento entre posturas que tratan de ser validadas o refutadas según el interlocutor.

En este sentido, las contradicciones (que son el elemento que siempre busca señalar la dialéctica) son muy probables en discusiones políticas o ideológicas.

La dialéctica y la tríada tesis, antítesis, síntesis

Una de las características de la dialéctica, que luego se reprodujo en otras escuelas filosóficas, es la formación de la tríada tesis, antítesis y síntesis. Esto se arma en base a la noción de que una propuesta o idea se conoce como tesis (por ejemplo, "los peces son todos blancos") a la que se puede oponer otra idea o antítesis ("hay peces naranjas") que niega la anterior.

Finalmente, el proceso de dialéctica termina con la síntesis ("no todos los peces son blancos porque hay peces naranjas") que es una combinación superadora de todas las anteriores.

Definición Siguiente >>