Definición de Glaciar

Si tenemos que describir y definir lo que es un glaciar, podemos imaginarlo fácilmente y reconocerlo por ser un espacio donde abundan las gruesas capas de hielo y donde la vida tanto humana como animal es casi imposible. Sin embargo, los glaciares son mucho más que eso y representan un reaseguro para nuestro planeta de supervivencia.

Primera aproximación, ¿qué entendemos por glaciar?

Probablemente todos nosotros tenemos en nuestra cabeza una idea concreta de lo que es un glaciar, por lo cual su definición no es compleja. Estamos haciendo referencia a una extensa cantidad de hielos que se emplazan en determinadas partes del planeta y que suponen la superposición de capas de hielo muy gruesas que pueden llegar a muchos metros de altura y que han sido generadas por sedimentación del hielo.

Un glaciar obviamente se ubica en zonas y regiones muy frías donde el agua se encuentra a grados bajo cero y por eso se congela. Pero además, no es sólo un congelamiento simple sino que incluso en temporadas de verano o de alta temperatura el glaciar se mantiene relativamente estable. Un glaciar puede estar formado por superficies llanas de hielo o también por superficies rugosas y con picos. Por lo general, es más común encontrarlos entre montañas o en sus cimas, espacios donde la temperatura es siempre muy fría.

Las características del glaciar

Un glaciar no es un lugar donde simplemente se junta nieve sino que estamos hablando de muy vastos terrenos donde el suelo es hielo. Esto se genera a partir de un proceso de enfriamiento y endurecimiento de la nieve que pasa por diferentes etapas hasta convertirse en hielo, el estado más rígido y sólido del agua. Los glaciares más importantes del planeta se encuentran en toda la costa oeste y norte de Norteamérica, en diferentes regiones de los Andes, especialmente en las alturas, el sur americano, en Groenlandia, Europa central y la región del Himalaya en Asia.

Los glaciares, como uno puede imaginar, son espacios congelados en los que no es posible la vida ya que no hay alimento y el clima es muy hostil. Sin embargo, representan en todos los casos puntos de alto nivel de turismo debido a su belleza y espectacularidad.

La importancia de los glaciares para la supervivencia humana

En las últimas décadas, la problemática del cambio climático ha dado novedosos datos sobre los glaciares y su contribución a la supervivencia humana. Esto se debe a que los mismos son focos de temperatura baja que ayudan a disminuir el promedio de temperatura del planeta (que se encuentra en franco aumento) y regulan así la temperatura general del planeta.

Pero por otro lado, los glaciares corren el peligro de comenzar a derretirse, lo cual (además de la pérdida de la biodiversidad) podría generar grandes elevaciones del nivel del mar y consecuentes inundaciones en numerosas ciudades y áreas costeras.

Imagen: Fotolia. serg_did

Definición Siguiente >>