Definición de PyME

La sigla PyME es la abreviatura del concepto de Pequeña y Mediana Empresa. La correcta redacción del mismo es tal como aparece en el título ya que la "y" aparece como un conector, aunque es posible encontrarlo también como "PYME". Este concepto es hoy en día de vital importancia en el área económica y también en la social ya que sirve para definir a empresas relativamente medianas a pequeñas que suponen una actividad específica con una generación de ingresos y egresos mucho menor a la que pueden generar las grandes empresas internacionales.

Un concepto novedoso en áreas históricamente dominadas por grandes empresarios

Desde la Revolución Industrial hasta la actualidad, la capacidad de poseer los medios de producción cayó siempre en sectores de la burguesía y grandes propietarios. Esto hizo que se generara una clara polarización social entre los empresarios y los trabajadores o proletariado. Sin embargo, ya desde fines del siglo XX aparece un concepto novedoso en la economía que es el de PyME, es decir empresas que pueden haber sido creadas por sectores de la clase media que cuentan con ahorros, capacidad productiva y organizativa.

Las PyMEs muchas veces son empresas familiares que parten desde abajo para trazar una línea de crecimiento moderada o importante según sea el rubro y el manejo de las finanzas. Por lo general emplean a una cantidad numerosa pero no masiva de trabajadores en diferentes áreas y pueden ser compartidas por varios socios que actúan en conjunto o incluso por cooperativas de trabajadores que se asocian por rubro. Las PyMEs cuentan con características y necesidades propias y son hoy en día una parte importante de todo sistema económico productivo.

Cuando las pequeñas y medianas empresas se destruyen

Una de las características más sobresalientes de las PyMEs es que las mismas permiten que la economía y la acumulación de capital se diversifique. Así, donde antes existía un monopolio o una fuerte concentración de poder económico en una o pocas manos, ahora con la presencia de PyMEs esa concentración desaparece o pierde fuerzas, dándole mayor seguridad al trabajador y poder productivo a sectores medios.

Pero las economías nacionales y locales no siempre están preparadas para la existencia de PyMEs e históricamente los modelos liberales han tendido a su destrucción ya que suponen la liberación del mercado, la entrada de productos extranjeros a más bajo precio y la falta de asistencia por parte del Estado. La destrucción de las pequeñas y medianas empresas no sólo supone un conflicto en cuanto a la detención de la productividad sino en cuanto al entramado de relaciones sociales, económicas y laborales que se anulan y que exponen a la sociedad a una realidad mucho más injusta.

Imagen: Fotolia. mmustafabozdemir

Definición Siguiente >>