Definición de Terremoto

Entendido como uno de los fenómenos naturales más peligrosos y mortíferos, el terremoto es aún hoy una fuerza incontrolable para el ser humano que apenas puede comenzar a predecirlos y preverlos con la ayuda de un sinfín de maquinarias específicas. El terremoto es un producto de la naturaleza y puede alterar su forma de manera significativa.

Descripción del movimiento violento de la Tierra

Si nos detenemos a pensar, recordaremos que la Tierra está en constante movimiento pero que el mismo es imperceptible. Sin embargo, cada tanto se producen en nuestro planeta sacudones mucho más violentos y agresivos que se perciben y que generan un gran nivel de daños y pérdidas de todo tipo. A esto se lo conoce como terremoto o ‘movimiento terrestre’, un tipo de movimiento que se genera internamente y que es producto del desplazamiento de las placas tectónicas.

Para entender mejor esto debemos decir que la Tierra se caracteriza por contar con un número específico de placas tectónicas, grandes masas de material firme que se ubican por debajo de la corteza terrestre y sobre las cuales se emplazan todos los relieves. Cuando estas placas se desplazan, alejan o chocan entre sí, se producen los terremotos.

¿Cómo se genera un terremoto?

Tal como señalamos más arriba, el terremoto es la consecuencia directa del desplazamiento de las placas tectónicas, masivas porciones de material rígido. Por lo general, los movimientos más bruscos se sienten en aquellos espacios del planeta en el cual las placas tectónicas (unidas como rompecabezas) chocan en sus límites o se superponen. A veces el choque es muy violento y supone el aplastamiento de una placa por otra, mientras otras veces el desplazamiento es menor.

En cualquiera de los casos, los resultados pueden ser temibles para el ser humano ya que esto se hace visible con un movimiento brusco del suelo y la consiguiente fragilidad de todo lo que sobre la superficie terrestre se ubica, desde edificios, casas, construcciones hasta incluso montañas que pueden ver sus laderas venirse abajo.

La medición de un movimiento sísmico es elemental para la sobrevida humana

El principal y más significativo problema que ocurre con los terremotos es que por lo general los mismos representan un enorme peligro para la vida humana ya que pueden generar un nivel de destrucción muy importante. Incluso en zonas marítimas, el terremoto toma la forma de maremotos que pueden llegar a las costas y destruir ciudades enteras.

Para esto, el ser humano ha desarrollado a lo largo del tiempo numerosos sistemas que tienen como principal objetivo la observación y el diagnóstico de los movimientos sísmicos a fin de poder prever futuros choques o desplazamientos de placas. Al mismo tiempo existen escalas (como la famosa escala de Richter) que permiten conocer la magnitud de los terremotos; a mayor magnitud, mayores serán los daños ocasionados.

Imagen: Fotolia. Creative Mood

Definición Siguiente >>